Punto de interés 3/6

Castillo de Serón y Mirador

Audioguía en texto

Despliega este banner si prefieres leer por tu cuenta el texto de la audioguía de esta parada.

[ Haz click para desplegar ]

Nos encontramos en el Castillo de Serón, como se puede ver, esta fortaleza de época nazarí se sitúa en la parte más elevada del pueblo. Nos ofrece una maravillosa panorámica de todo el Valle del Almanzora, la Sierra de las Estancias y parte de la provincia de Granada. Jugó un importante papel en época musulmana debido a su carácter defensivo y sirvió de refugio en la sublevación de los moriscos. De la fortaleza original sólo queda una pared y algunos lienzos en sus muros.

La planta del Castillo es rectangular y  de grandes proporciones, en ella se van levantando torreones que se van reduciendo conforme se asciende, quedando en la parte superior una pequeña explanada donde se construyó a comienzos del siglo XX una torre de estilo neomudéjar que albergaba  el mecanismo de un reloj. En toda la edificación se distinguen con precisión los muros antiguos y los que posteriormente se han adosado como elementos de restauración. Fue declarado Bien de Interés Cultural en 1949. Las recientes actuaciones han intervenido sobre la recreación de las almenas, el acondicionamiento del espacio al aire libre y el mirador de su parte superior.

El castillo formó parte del sistema defensivo del reino Nazarí de Granada, junto con todas las fortalezas del Valle del Almanzora. Los ataques a los cristianos sirvieron para fijar una línea defensiva tras Huércal-Overa y los Vélez. Entre 1568 y 1570 se produce la Rebelión de los Moriscos y la  fortaleza de Serón, gobernada por Diego de Mirones, resistió el primer asedio morisco, pero en 1569 será sitiada por las tropas de Aben Humeya que con 5000 seguidores conquista el castillo de Serón y desde su interior ofrecerán resistencia a las tropas cristianas. Ante esta situación, el rey Felipe II, manda que  Don Juan de Austria,  se haga cargo del mando supremo y acometa, en 1570, la tarea de conquistar el Almanzora, que llegará con un potente  ejército compuesto de 8000 infantes, 500 caballos y varias piezas de artillería, pero la fiereza de los moriscos provocó la desbandada del ejército y en la retirada fue herido en un hombro D. Luís Quijada, muriendo pocos días después. El ejército, al mando de D. Juan de Austria en un impresionante despliegue militar derrotó a los ejércitos moriscos que huyeron  desmandados hacia la sierra. Ocupado Serón, se montó el campamento en el Cerro del Real, junto al río. En el castillo quedó el alcaide Cristóbal Carrillo con 128 soldados enviados por el marqués de Villena.

Nos dirigiremos ahora hacia el Centro Histórico de Serón para conocer la personalidad del pueblo, a través de su evolución a lo largo de miles de años. Les esperamos.

Continúa esta audioguía con el resto de Puntos de Interés